jueves, 19 de abril de 2018

In your head

Míralos... tienen suerte de ser mortales, si vivieran para siempre no podrían soportar el hastío de su propia existencia, sencillamente... enloquecerían en un féretro de sinsentidos.

Los veo... forzar la garganta con su jerga, insonora, enfermedad infecciosa en el pensamiento de sus oyentes... pero a veces, tienen suerte y chirrían como violines de maullidos desafinados... pero, violines al fin y al cabo, y como ellos igual de hermosos e igual de capaces.

Es igual de cierta su fealdad que su belleza y no despreciaremos sus vidas depreciando las nuestras, sobreviviendo a las eras o llorando las venas.



Fruto como objetivo, actitud como adverbio... 
y como verbo, consciencia.







viernes, 13 de abril de 2018

Paseos polares.

Mientras Kiara y yo paseábamos bordeando las aceras repletas a pie calzada, ella siempre se preguntaba como debían ser las vidas de aquellos que nos cruzábamos, que pensaban, si amaban o no... que sentían.
Yo siempre la creí optimista, la miraba a ojo torcido y contenía la sonrisa porque no quería que descubriera mi debilidad hacia su forma de percibir el mundo...
Jamás le conté lo que yo pensaba en esos paseos etereos, siempre creí que mi visión era desaforada... claro, ¿quién sino iba a dudar de la consciencia de las mentes que le rodeaban?, tampoco era una reflexión tan macabra, ¿a caso podía probar la existencia de las mismas? No, no podía y eso, en el fondo, me alentaba a seguir observando.
En realidad, eramos la pareja más triste del mundo, pero al negar nuestras vidas, nuestros miedos y la propia realidad, nunca llegamos a saberlo.
Solo aquellos paseos, de dúctiles tendones entrelazados nos podían hacer felices... fue ahí donde aprendí, que donde mejor comprendía la tristeza, era en los momentos más alegres de mi vida.

martes, 20 de marzo de 2018

Aquello, lo social...



Veo figuras humanas apoyadas el barras de vidrio, riendo, criticando en grupo a aquellos que no están y de ese modo estrechando lazos, porque claro, nada une más que un enemigo común y ficticio.
Se ven contentos, eufóricos por estar ahí, lejos de su casa en un viaje de negocios... ¿qué tendrá de malo su vida para que les embargue la alegría de ese modo? Negación, frustración y resignación de una existencia que no aman, de autoestimas no gestadas e impulsos que no consiguen enfocar.
Si hay algo seguro, es que no te aburres si estás bien contigo mismo, pero no dejas de ver contrariedad en esos términos... no se aman, no saben amar ni amarse, caminando fácilmente en la liquidez de las creencias sociales mientras se pierden una realidad de formas suaves y simétricas, alzas de pensamientos ajustados y estilizados que jamás serán tan verdaderos como cuando hayan desaparecido.
Estoy sentado cenando solo, y con eso, estoy más y mejor acompañado que ellos.
Sencillamente, observo.
Corazón

domingo, 27 de agosto de 2017

Belleza


Las formas, los gestos, movimientos, rasgos, una sonrisa... son belleza y cuando eres capaz de valorar esa belleza de forma tan íntima, de apreciarla, de sentir el bienestar que su visión te provoca, necesitas poseerla, es entonces cuando nace el conflicto, de cortar o no la flor.

Podrás observar esa flor, con dolor y por siempre, o cortarla y ver como con el tiempo, se marchita en tus manos, la vida no carece de cierta ironía.



miércoles, 28 de diciembre de 2016

Redefiniendo (de nuevo) lo normal... 2016.


Termina el año 2016...

Este último año a sido un año de cambios, pero sobretodo de crecimiento personal. Las entradas en mi blog han sido escasas... pero es bueno que haya sido así, porque mientras la escritura sea la catarsis emocional de la psique, podremos decir que no hemos gestionado las emociones de otro modo... quizá más humano, más viable...

Por contra, he encontrado otras maneras, otras vías más fluidas e interesantes, comunicativas y sobretodo, asertivas. Queda mucho por hacer, pero no dejaremos de apreciar los logros conseguidos.

Un balance positivo, para un año, que me ha dejado encontrar como ningún otro la mejor versión de mi mismo. 

Esperando con ansia el 2017... que me depare letras, a la deriva del saber...





Sigo oyendo hablar de magia y efectos especiales...




viernes, 11 de marzo de 2016

¿Entiendes a tus exparejas?



"Siempre hay un roto para un descosido."


Una vez oí decir que en la vida ya hay suficientes dramas como para que tengamos que crearlos, pero la verdad es, que los grandes amores conllevan grandes dramas... una decisión racional, jamás elimina los sentimientos...
Entonces... ¿entiendes a tus exparejas? Es un tema complicado, que requiere de un duelo, una aceptación y un entendimiento más allá del rencor... incluso cuando aquellos/as que más nos amaban de un día para otro nos tratan como desconocidos o por contra nos hieren, o les herimos... pero todo tiene una explicación más que sensata.

"Hoy nos amamos como nunca,
mañana nos odiamos como siempre"

¿Por qué pasan estas cosas? ¿Cómo puede ser que de un día para otro pasemos del amor al odio y seamos capaces de decirnos cosas que tanto nos duelen en las rupturas amorosas? Tiene que ver por una causa multifactorial, pero principalmente por el miedo a ser heridos que nos pone a la defensiva (al sentir miedo y dolor, nos defendemos), al final es nuestro ego el que toma el control, para luego, la mayoría de las veces arrepentirnos enormemente.

Entonces te preguntarás: ¿Cómo puede ser que si me quiere me diga estas cosas que tanto duelen? ¿O de donde nace esta indiferencia? Lo hace, nace, del miedo al dolor, y es entonces cuando nace un pensamiento: "antes de que me agredas, te agredo yo"... y eso pasa porque somos humanos que funcionamos en automático donde nuestra gestión emocional, a veces, no es la mejor. Pero tampoco podemos culparnos ni culpar a nadie, al final nadie nos enseñó a hacerlo mejor o de otro modo... cuando entendemos esto, podemos comprender las ofensas de nuestras exparejas, no justificarlo, pero si entenderlo, para perdonarlo y seguir adelante sin rencor...  como dice la fabula, en todo ser humano hay dos lobos... que siempre pelean:

El cacique Cherokee le dijo a su nieto: “En mi corazón viven dos lobos que siempre pelean, uno es blanco y el otro es negro. El blanco es amoroso, bueno y gentil, sólo combate cuando tiene que cuidar a los demás o a él mismo. El negro es violento y ante cualquier eventualidad desata su ira y enojo, pelea sin razón, está lleno de ira y odio, sólo causa problemas”.
Cuando el nieto le preguntó quién será el que gane la batalla, el abuelo le respondió: "Ganará el que yo alimente"

Al final como podéis ver, el bien y el mal, son creaciones humanas, en nuestra naturaleza no hay bondad o maldad, es una elección que hacemos cada uno de nosotros, nuestras exparejas no son tan malas, ni nosotros tampoco... solo somos lo que alimentamos ser en ese momento. El cacique cherokee así lo explica:

"El lobo negro tiene cualidades que puedo llegar a necesitar: es astuto y tiene sus sentidos agudizados, así como ojos acostumbrados a las tinieblas. Si ambos lobos tienen comida, no tendrán que luchar entre sí. De esta manera, podré elegir a cuál recurrir según la ocasión”.

De este modo, podemos entender la naturaleza humana... y como estar por encima, a veces para defendernos de las heridas, necesitamos ser malvados, necesitamos poner una línea roja, otras veces no necesitamos hacerlo y podemos trabajar la compasión y la verdad para llegar a los otros. Al final cuando nos arriesgamos a amar también arriesgamos a que nos hieran, y ahí tenemos el reto.

Por eso debemos entender a las personas que de una forma emocional y romántica han compartido nuestras vidas, quizá se sentían heridas en cierto punto, o peor, quizá sus heridas del pasado les hicieron decir todas aquellas cosas que dolían tanto... comprendiéndolos trabajamos la compasión y el amor, porque lo mejor es abandonar y soltar el rencor, que no es más que odio enquistado. 
Al estar resentidos seguimos en la espiral de dolor donde escarmentados y a la defensiva,  hacemos pagar a futuras parejas por lo que una sola nos hizo... y eso siempre es lo peor. La ira aparece porque hay dolor, en el momento que perdonamos, desaparece el dolor, ponemos la expareja donde toca, en el recuerdo y podemos seguir adelante, sin sentirnos obligados a defendernos de ofensas que en el fondo no los son, sino que nos conectan con dolores del pasado.


Si una situación duele es porque había amor,
y a más duele, más amor había...
no lo olvidemos eso nunca.


Al final entender, perdonar (que nos perdonen) y comprender a las personas que han compartido nuestras vidas, no nos hace peores, todo lo contrario, nos mejora para permitirnos hacerlo mejor la próxima vez... recordando que: "amando, se aprende a amar cada vez un poco mejor". Todos merecemos ser perdonados y perdonar, porque nadie se escapa a haber hecho daño aunque sea de forma involuntaria, ni nadie se escapa a no haber sido herido... "a veces somos daga, a veces herida" y lo que por un lado nos dan, lo debemos por otro.


"No permitas que tus heridas te transformen en alguien que no eres".


Ambroise Bierce dijo “Habla sin controlar tu ira y obtendrás el mejor discurso del que arrepentirte”, y es cierto, al no perdonar mantenemos nuestra ira, nuestra heridas se mantienen abiertas y es entonces cuando nos convertimos en persona que no somos. Como se puede ver, no es el perdón al otro lo más importante, sino comprender que sino entendemos y aceptamos a nuestra exparejas, esas experiencias no tan positivas, harán de nosotros personas que no somos, que nunca hemos sido... es nuestro trabajo conseguir que eso no pase.


 No te sulfures con las personas que te ofenden,
 compadécete y recuerda que quien más sufre y quien más miedo tiene, 
es en su neurosis quien más agrede.


Esta última frase me la enseñó una persona con la que siempre estaré en deuda, agradecimiento y perdón incondicional para ella. Como ya he dicho: a veces somos daga, a veces... herida, todos le debemos algo a esta vida, o como ella me diría, al universo en sí mismo.


Cuando un ser humano, encuentra a su pareja,
empieza la sociedad. #Emmerson. 




 "Ni los malos son tan malos,
ni los buenos tan buenos."



 
Si quieres saber más, puedes consultar los siguientes posts:

 - Sobre como entender a la expareja, "Resaca Emocional"
 - Sobre el amor incompleto, "Amores a pedazos"
 - El amor es ofrecer, no exigir... "El amor es otra cosa"
 - El verdadero amor, el amor maduro, "La madurez del verdadero amor"
 - De como nos herimos amándonos, "El amor no duele, duele su ausencia"
 - Sobre el amor desde la visión humanista, "Amor, desamor y otras cosas..."
 - Sobre el maltrato psicológico en la pareja... "El maltrato psicológico"
 - Sobre como amar con moderación, "La neurosis de Romeo"