martes, 12 de octubre de 2010

Zoo.

Como en un zoo vivimos, nuestro mundo no es más que eso, pero sin vigilantes. Me encanta este símil, aunque, ¿Que pasará el día que se habran las jaulas y no haya nadie para cerrarlas?...