domingo, 25 de julio de 2010

Cultura.

¿Hasta que punto són censurables las costumbres de una población en concreto, de una minoría o de un colectivo aislado?

En mi opinión es igual de valida la cultura de un solo individuo que la de 10.000 millones. Tenemos del deber y la obligación de protegerlas porque nos enriquecen. Pero eso sí, nunca hay que dejar que una cultura se imponga a otra bajo ningún sentido ni circunstáncia.