jueves, 26 de agosto de 2010

Satisfacción.

Debería liarme con una espía rusa. Así le daría algo más de emoción a mi vida...