jueves, 4 de septiembre de 2014

De todo tiene que haber...

Si muere tu perro o tu gato, sutituyeló rapidamente por otro... no vaya a ser que los demás piensen que no eres capaz de afrontar un duelo por una perdida...

Que tristeza siento por la gente que suplanta a un ser por otro, es violar su recuerdo y despreciar su vida.

No todo el mundo es psicológicamente tan fuerte... de todo tiene que haber.