jueves, 18 de septiembre de 2014

Tus mentiras, tú te las crees...

¿Te engañas a ti mismo?

- El alcohólico, que después de cinco cervezas dice que puede dejarlo cuando quiera...
- El depresivo, que se mete coca los fines de semana para solo "pasárselo bien"...
- El ansioso, que fuma porros de marihuana por elección, porque "así se relaja"...

Muletas, muletas y más muletas, que fácil es andar con muletas... te creeré cuando  lleves un año sin beber, sin drogarte, sin fumar... no antes, porque antes debes demostrarlo.

En conclusión, cojos que por desgracias no tienen valor ni fortaleza para afrontar sus miedos.